E-Learning, actualizando el conocimiento empresario

E-Learning, actualizando el conocimiento empresario

Les compartimos este artículo de American Express en donde ABProject hizo su aporte acerca del e-learning como una herramienta que facilita la actualización del conocimiento, previniendo su obsoletización. El panorama de la tendencia de parte de los especialistas, los soportes y las estrategias. Lo que se vio en el 2016 y lo que viene para el 2017.

La urgencia por generar espacios de aprendizaje para actualizarse en temas de producción y gestión empresarial obliga a las organizaciones a volcarse hacia espacios de capacitación.

La modalidad e-learning propone acciones de formación online que permiten sostener competencias a la orden del día, de manera ágil y compatible con la competitividad de las empresas y los profesionales que la componen. Multitaskers dialogó con empresas y profesionales del ámbito educativo con el fin de desarrollar un conocimiento de primera mano sobre una de las tendencias clave del 2017.

Si bien se trata de una tendencia adoptada en los años 80 por algunas corporaciones del país, según Diego Lijavetzky, director comercial, Actívica S.A, “la modalidad fue adoptada por el general de las empresas a partir de los primero años del segundo milenio”. Utilizado por las empresas como una herramienta tecnológico-educativa, se trata de un “complemento valioso para consolidar planes de capacitación dentro de las empresas”, describe Lijavetzky.

La obsoletización de los conocimientos es un tema que mantiene preocupada a las empresas. Con respecto a esto, Susana Trabaldo, Directora de Net-Learning -empresa que brinda soluciones integrales para e-learning- asegura que las organizaciones “atienden continuamente las necesidades de capacitación de sus empleados, cuyas competencias se volverían rápidamente obsoletas de no mediar este esfuerzo”.

Para Yamila Ribba, Coordinadora del Área de Proyectos de e-ABC Learning y Gerencia de Producción Multimedial, cada vez son más las empresas, ONG, instituciones educativas que se animan a formar parte del mundo del e-learning: “Asumen el desafío, reconociendo sus obstáculos y posibilidades, porque advierten que se trata de una tendencia que se mantendrá y extenderá en el tiempo”.

Conformación de estrategias de enseñanza

Empresas de seguros, bancos y servicios financieros, automotrices, de tecnologías, de agro, de salud, cosmética o dedicadas a la enseñanza de idiomas son, por nombrar algunos, los rubros que solicitan servicios de e-learning.

“Hay empresas que utilizan el e-learning para brindar entrenamiento en la adquisición de productos”, describe Ribba y explica que este se hace, generalmente a través de simulaciones, es decir, “generando situaciones donde se simule lo que sucede en realidad, para ir generando hábitos, practicas, acciones que son necesarias para un fin determinado. Mostrando sus beneficios, obstáculos, resultados según sus acciones, entre otros resultados”.

En una empresa de e-learning pueden convivir profesionales de diversas disciplinas, como explica el Director Comercial, Actívica -empresa argentina especializada en la producción integral de cursos y contenidos para capacitación vía e-learning- diseñadores instruccionales, guionistas, diseñadores gráficos, animadores, ilustradores, analistas, gerentes de proyecto y programadores.

“Cada proyecto educativo parte del conocimiento experto en una determinada área temática, muchas veces provisto por el propio cliente.
A partir de allí, nuestra propuesta diferencial es la de poder combinar el saber-hacer pedagógico con la tecnología, la comunicación y, porque no, el arte; para arribar a la mejor solución”, menciona Lijavetzky.

Para Marcelo Massimi, Cofundador de ABProject -estudio de marketing digital, que integra diseño digital, comunicación y publicidad- el proceso de adquirir conocimientos para transformarlos en capacitaciones es un “desafío” y depende del proyecto, en el caso de su empresa.

En general hay 3 roles que son “críticos”: un técnico en educación, que es la persona responsable de ajustar el conocimiento y contenido que provee el titular de la materia al medio digital; generadores de contenidos, personas que diseñan, desarrollan e ingestan los contenidos que se van a consumir en el curso; y un arquitecto en soluciones digital (DMT) que se responsabiliza del área de TI. “Es quien vela por la experiencia de usuario en una experiencia multi-dispositivo”, describe Massimi.

La estrategia didáctica, según Lijavetzky, deberá considerar diversos elementos como objetivos de negocio, objetivos de capacitación, disponibilidad de hardware, software y conectividad, pero, principalmente, deberá estar centrada en el usuario. “El grado de usabilidad de un curso interactivo, su nivel de desafío propuesto y la posibilidad de brindar una experiencia atrapante y entretenida determinará -en un alto porcentaje- la eficacia del plan de entrenamiento”.

Soportes para aprender

Los soportes más comúnmente utilizados para acceder a los cursos y/o programas online siguen siendo las computadoras de escritorio o bien las notebooks. Así lo asegura el director comercial de Actívica.

Sin embargo, comparte con Multitaskers, “desarrollamos cada vez más soluciones específicas para dispositivos móviles donde el contenido es abordado considerando formatos más pequeños, las nuevas posibilidades de interacción de las pantallas táctiles, el acceso a internet fuera de la empresa y el uso en espacios no convencionales; como podría ser un medio de transporte público o una plaza”.

La directora de Net-learnning explica que las modalidades través de ‘cápsulas de aprendizaje’ interactivas son funcionales debido a las siguientes características que cita a continuación: breves, multimediales, responsivas, con actividades lúdicas, con videos ágiles, espacios de comunicación asincrónica y en tiempo real, evaluaciones online relacionadas con materiales distribuidos a través de campus virtual y de conferencias web, aplicaciones para móviles.

En ABProject, por ejemplo, utilizan MOCC que, según Massimi, “están ganando popularidad, ya que Google, con su plataforma de educación, es un buen referente”. Si bien tiene sus diferencias con los cursos e-learning, en esta modalidad se sigue un diseño tecnológico que facilita la diseminación de la actividad de los participantes mediante el uso de una o varias plataformas y su entorno es abierto, a diferencia del e-learning que es cerrado.

Lo que viene

Net-learning:

El 2016 ha sido un año donde se ha trabajado mucho con metodologías desarrolladas a medida de las necesidades de las empresas que cada día gestionan su capacitación con más eficiencia orientada a sus objetivos de negocio, de retención de sus empleados más comprometidos y dispuestos a flexibilizar, aprender y generar respuestas de valor frente a los cambios constantes

Hemos diseñado cápsulas de aprendizaje breves implementadas en diferentes LMS (Learning Management Systems) con acceso a través de web desde todo tipo de dispositivos, propuestas gamificadas, uso de aplicaciones educativas.
Se ha utilizado video, video animado, redes sociales cerradas en las empresas integradas a sus plataformas de aprendizaje, así como sistemas de conferencia web.
Destaco la creatividad que todos estos recursos nos han permitido poner en marcha en cada uno de los diseños instruccionales desarrollados, donde metodologías colaborativas y en red se han constituido las mejores soluciones.

Actívica:

Durante 2016 ha crecido notablemente la utilización de recursos educativos basados en videos cortos (o “píldoras de conocimiento”) y también se han incorporado elementos de juego y competencia dentro de los programas de formación. Imaginamos que de aquí a los próximos 3 años estas tendencias se verán incrementadas a partir de la utilización cada vez más generalizada de dispositivos móviles (smartphones y tablets).

Posiblemente veremos cómo técnicas inmersivas como la realidad aumentada, utilizada en diversos ámbitos, comiencen a formar parte también de muchos de los planes de capacitación virtual dentro de la empresa.

Yamila Ribba: “Creo que las grandes tendencias van a enfocarse a lo siguiente”:

  • Storytelling: Se trata de congeniar las estructuras de los cuentos con los procesos de aprendizaje. De esta forma se busca captar la mayoría de nuestros sentidos a la hora de aprender.
  • Micro learning: cursos cortos, ágiles, llenos de información, rápidos de replicar. Es decir, pequeñas pastillas de formación que se puedan retener rápidamente, enfocados en lo importante, seleccionando el contenido inteligentemente.
  • Gamificación: considero que se puede seguir mejorando esta tendencia, que cada vez se hace más presente en nuestros mundos. Equipos como el Apple Watch, Google Glass y Oculus Rift son de los gadgets precursores de ésta nueva tendencia de Realidad Virtual en el e-Learning que son absolutamente complementarios con este modo de “aprender, jugando”.

Fuente: Aníbal A. Parera